Enfermedades crónicas

Las enfermedades crónicas son patologías de larga duración y evolución lenta, en muchas ocasiones sin un tratamiento definitivo curativo, y suelen ser el principal factor de riesgo de mortalidad. Su impacto sobre la salud emocional y psicológica de un paciente es extraordinario, por ello es relevante su seguimiento en el curso de un tratamiento psicológico.

¿Qué comprende nuestro servicio de asesoramiento en enfermedades crónicas?

No es infrecuente que un paciente pueda convivir con varias enfermedades crónicas, lo que conlleva estar polimedicado, requiriendo con ello un seguimiento tanto de la evolución clínica como de los posibles efectos secundarios e interacciones. Y, en muchos casos, se une un componente emocional, generalmente, de tipo adaptativo depresivo, tanto al hecho del diagnóstico como las posibles secuelas o limitaciones funcionales que puedan provocar. Es imprescindible un seguimiento adaptado a cada persona y su entorno. No se deben tratar enfermedades, sino a personas con enfermedades.

Por ello, nuestro servicio de asesoramiento en enfermedades crónicas comprende:

  • Valoración médica y psicológica del paciente y entorno familiar.
  • Valoración del tratamiento farmacológico, evitando en lo posible la polimedicación.
  • Refuerzo de medidas no farmacológicas con hábitos dietéticos y físicos más adecuados.
 EL SÍNDROME DEL CUIDADOR

Tan importante como cuidar a los demás es no olvidarse de cuidarse a uno mismo. La atención a una persona dependiente puede resultar un gran sobreesfuerzo, tanto físico como psíquico que supone un gran desgaste emocional. Aparece cansancio crónico, problemas de sueño y de la alimentación, abuso de fármacos para dormir, analgésicos o alcoholtristeza, irritabilidad y malhumor, sobretodo hacia la persona a la que cuida, lo que lleva, a su vez, a sentimientos de culpabilidad.

En estos casos, el apoyo y comprensión de lo que le ocurre es fundamental y fomentar el autocuidado y recuperar en la medida de lo posible hábitos perdidos, encontrando un espacio propio y su identidad.

¿Por qué es necesaria la supervisión y asesoramiento con las enfermedades crónicas?

Las enfermedades crónicas, independientemente de su origen o magnitud, suelen suponer un cambio vital y de estilo de vida al que no siempre es fácil adaptarse de forma inmediata tras el diagnóstico, siendo difíciles de asimilar también por la familia y el entorno.

La valoración y tratamiento integral de las enfermedades crónicas suele ser bastante beneficiosa para su desarrollo y evolución, mejorando la clínica, retrasando posibles complicaciones, aumentando la aceptación y adaptación con nuevos hábitos y fomentando el autoconocimiento para mantener un buen manejo a largo plazo.